Luces, cámara, ¡Acción! | Fluke va al cine

Luces, cámara, ¡Acción! | Fluke va al cine

Image result for luces,camara,accionImage result for fluke logoCuando aparece en la pantalla una película o un programa de TV, hay un elemento que los espectadores consideran pocas veces que es la iluminación. Sin embargo, la iluminación es igual de determinante para la producción como lo es la cámara… los técnicos de iluminación combinan arte y ciencia para hacer posible la magia.

LUCES, CÁMARA, ¡ACCIÓN!

FLUKE va al cine

Cuando aparece en la pantalla una película o un programa de TV, hay un elemento que los espectadores consideran pocas veces que es la iluminación. Sin embargo, la iluminación es igual de determinante para la producción como lo es la cámara. Detrás de cámaras en cualquier programa, los técnicos de iluminación combinan arte y ciencia para hacer posible la magia. Los Angeles, California es el hogar de una de las mayores concentraciones de técnicos en iluminación, de los cuales la mayoría son representados por el local 728 de Electrical Lighting Technicians IATSE. El local 728 establece los lineamientos de eficiencia y seguridad en el set y otorga experiencia entre sus miembros. Cada año, el local 728 administra más de 50 cursos de capacitación orientados específicamente a los desafíos eléctricos en iluminación para películas y televisión y que son impartidos por profesionales en la industria.

Un aproximado de 2,400 miembros del local 728 de IATSE, se encarga de diseñar, instalar y solucionar problemas en sistemas portátiles, cableado y en equipo de regulación y distribución en las producciones en todo tipo de situaciones y localidades. Trabajan con todo lo que sea, desde alta tensión en CA y sistemas de CD, hasta Ethernet y luces automatizadas controladas por RS-485 y reguladores. Las fuerzas motrices (y en ocasiones conflictivas) que guían a estos técnicos, son la seguridad, velocidad y creatividad (sin un orden en específico). La iluminación puede tanto hacer como destruir una producción; cada hora de inactividad cuesta miles de dólares. Sin embargo, los técnicos de iluminación deben mantener la seguridad eléctrica mientras empujan el sobre para entregar efectos cada vez más sofisticados.

Para cumplir con este reto se requiere mucho conocimiento, versatilidad y nervios de acero. Todos ellos son trabajadores por contrato y por lo general compran y mantienen sus propias herramientas y no hace falta decir que todos ellos tienen sus propias historias de batallas.

Mantener los armónicos bajo control

Uno de los mayores retos para los técnicos de iluminación es no perder de vista las cargas y los armónicos. “En la mayoría de nuestros sets, todas nuestras luces están virtualmente en reguladores de control de fase. Al girar el mando o deslizar la corredera, se corta la tensión y se alimentan armónicos de nuevo en el sistema. La única manera de lograr una lectura fiel en ese tipo de reguladores es con un buen medidor de valor RMS”, así dice Roger Lattin, un técnico de iluminación de estudio se instructor en el Local 720 desde 1988.

Lattin comúnmente utiliza unas pinzas amperímetricas de Fluke para revisar la corriente. “Nuestras cargas cambian constantemente minuto a minuto, pero uno fácilmente coloca las pinzas alrededor del cable para comprobar si se está en aproximación a la capacidad de corriente de éste” agrega.

Rubén Eslobar es el mejor electricista en el set del show de Jimmy Kimmer y es miembro del local 728, él usa el analizador de energía Fluke 434 serie II para observar que las fases individuales de alimentación sean distribuidas al equipo de iluminación en un escenario exterior. El balanceo de potencia en estos sistemas ha resultado complicado en el pasado, así que él mantiene la atención en esto con su 434.

Otro reto son los cables en mal estado. Un cable roto o dañado se puede sobrecalentar, produciendo una caída de tensión que resulta en luces tenues o parpadeantes durante una toma. Cuando Lattin trabajó en el filme Dream Girls hace algunos años se encontró con un problema que lo desconcertó. Se encontraban filmando una escena en un pequeño teatro en Los Angeles. La alimentación principal que suministraba sólo a las luces del escenario constaba de dos rollos de 17 piezas de cable AWG 4/0 que corría de un lado a otro.

Cada rollo consistía de:

  • Seis partes a neutral para controlar el alto contenido armónico esperado por los reguladores en funcionamiento y lámparas de descarga.
  • Tres partes paralelas para las fases negra, azul y roja para proporcionar una corriente admisible y acomodar las pérdidas de línea.
  • Dos partes a tierra.

Lattin perdió sus pinzas amparímetricas al día siguiente, así que cuando iba camino a la siguiente locación compró una nueva pinza Fluke i410 para CD y CA para su multímetro digital Fluke 189. Para familiarizarse con su nuevo instrumento tomó lecturas en las tres fases. Observó que en cada fase, la primera sección de cable trabajaba a 30 o 40 amperes por encima de las otras dos secciones en la misma fase. “La carga debió haber sido aproximadamente la misma en las tres secciones de cada fase. Tenía por lo menos 150amperes de capacidad disponibles, así que no me asusté, pero si tuve una preocupación” dijo Lattin. Utilizando un termómetro infrarrojo, Lattin comprobó que los cables se encontraban dentro de su rango de temperatura, así que no tuvo preocupaciones hasta que el diseñador de iluminación solicitó 100 luces de descarga más. “Ya que no sabía que era lo que causaba el desbalance, temía que la carga extra llevara a los cables más allá de sus capacidades” dijo.

Cuando pasó la pinza por el cable de nuevo, cambió el selector al modo de “frecuencia”. “En esta modalidad, noté que los segmentos de cable en cuestión parpadeaban a 180 Hz”. Así dedujo que había un problema de armónicos.

El misterio era ¿Por qué ocurría solamente en el primer segmento de cada fase? “Ahí fue cuando se me prendió el foco”, dijo. “La manera en la que apoyamos el cable causó que el segundo y tercer conductor de cada fase empujaran magnéticamente los armónicos de todas las cargas amortiguadas y de las lámparas de descarga hacia la primer sección de cable de cada fase. La primera sección de cable no tenía líneas magnéticas de fuerza por que se encontraba junto a un cable de diferente color”. Resultó que no se agregaron las luces extra, así que pudieron terminar la filmación en el lugar sin tener que cambiar el cableado.

“Ese descubrimiento llevó a una serie de experiencias de aprendizaje” dijo Lattin. “Compré el analizador de potencia 434 de Fluke poco después de eso y ahora puedo revisar las tres fases simultáneamente y monitorear ese tipo de situaciones”.

Mantener las luces cuando la tensión baja

Al igual que las tomas en las locaciones, la iluminación de estudio para series de televisión muestra muchas variables. Heather Newsom, miembro del Local 728 y técnica de iluminación de estudios en varios programas, incluyendo Desperate Housewives, asegura que una de esas variables no debería ser la exactitud en su instrumento de pruebas. “Si algo sale mal en el estudio y todos llevan esperando al menos 15 minutos a que arregles el problema, habrá mucha gente zapateando”. Ella ha sido técnica en iluminación por los últimos 15 años y durante todo ese tiempo ha confiado extensamente en sus pinzas amperímetricas Fluke 30. “Fluke nos da mediciones confiables, sin tensiones fantasma; si muestra que son 125.6 V, entonces son 125.6 V”.

Rubén tiene que revisar la corriente en espacios muy reducidos, tales como estos paneles que suministran de energía el centro de distribución. El display removible del Fluke 381 hace este trabajo más fácil. Y en general, “No eres un electricista de verdad si no tienes tu Fluke”.

Esta exactitud fue muy útil hace algunos años, cuando de repente el color de la temperatura cambió a naranja y la luz de salida disminuyó sin ninguna razón. Cuando Newsom revisó la tensión con su pinza, encontró que habían perdido cerca de

10 V de energía. Resultó que, mientras trabajaba el aire acondicionado en el sur de California, la tensión de uno de los transformadores disminuyó. Se le provisionó al transformador con 5 V extra y Newsom comenzó a tomar lecturas de tensión cada mañana antes de que comenzara la filmación. “Si la tensión no se encontraba al valor que necesitábamos, podíamos cambiar la fuente de alimentación o acortar o agregar cable”, dice Newsom.

La automatización representa nuevos retos

La implementación de automatización a la iluminación para entretenimiento ha expandido las posibilidades creativas enormemente así como también ha aumentado el grado requerido de conocimientos. “Mucho de lo que hacemos ahora es electrónica muy sofisticada. Tenemos luces con movimiento automatizado, sistemas de servidores e iluminación LED y fluorecente”, dice Charlie McIntyre, …. Y miembro del local 728, quien ha dedicado su carrera de 26 años en la industria del cine y televisión, trabajando sobre todo en las producciones

Phil Muskett de DADCO Power and Light, revisa la continuidad de la conexión del balastro al soporte de la lámpara con unas pinzas amperímetricas Fluke 3371. Estas lámparas son unas de las más grandes en la industria, de hasta 24,000 Kwatts.

En un set de producción de televisión de los estudios CBS, Roger Lattin revisa la corriente en una fuente de alimentación superior con sus pinzas Fluke 376. Él está en todas partes, desde estudios de audio que están totalmente cableados, hasta edificios en obra negra donde su equipo debe cablear toda la alimentación. “Mucha de la alimentación viene de los transformadores del inmueble, que comienzan en 480V y lo tenemos que bajar a 120V o 208V. Después implementamos generadores y transformadores extra si los necesitamos”, agrega McIntyre.

Este seguimiento continúa mientras el rodaje avanza. En una reciente filmación, el libreto solicitaba unos equipos de iluminación específicos. “Esos aparatos tomaban desde 70,000 W hasta 250,000 W generados por cuatro baterías gigantes que proporcionan 350V cd”, dijo. Después del primer día, la salida de estos equipos de iluminación disminuyó significantemente, lo que provocó que el proceso se detuviera.

McIntyre sacó su multímetro digital Fluke 117 y probó que las baterías desmontadas entregaran una salida de tensión dc apropiada. “Encontramos un par de problemas internos, tales como baterías agotadas que tuvieron que ser reemplazadas”, agregó McIntyre. “Para mí, el multímetro Fluke es el artículo de acción para solución de problemas”, dijo. “Al ser capaz de cambiar entre AC y DC, hizo que la solución al problema fuera más rápida y nos permitió aislar el problema más pronto. Con una compañía de producción completa que espera por soluciones, quiero que mi instrumento sea la herramienta que ayude a resolver sus problemas”.

En el set de producción para televisión en los estudios CBS, Roger Lattin verifica la corriente en el suministro eléctrico aéreo con su pinza Fluke 376.

FLUKE: Los instrumentos más confiables del mundo

Traducción y adaptación del artículo original

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

4 − two =